sábado, 29 de abril de 2017
Microdatos | Noticias | El endeudamiento y sus efectos en la salud mental de las personas

El endeudamiento y sus efectos en la salud mental de las personas

El aumento del endeudamiento puede producir depresión, pero ese efecto parece desvanecerse cuando las personas reducen su endeudamiento. Esto implica la conveniencia de tratamiento integral de la depresión con asesoría en manejo de deuda.

Fecha Publicación: 18-10-2016

El desarrollo de los mercados financieros y la incorporación de nuevos segmentos de la población al endeudamiento tienen consecuencias positivas y negativas para las personas. Uno de los principales efectos positivos es la posibilidad de amortiguar el gasto de los hogares en el tiempo, es decir, compensar el consumo a lo largo del ciclo de vida; asimismo, aparece la opción de acceder a créditos más baratos y también de financiar inversiones rentables como educación, vivienda, capital de trabajo, etc. No obstante, cuando el mayor acceso a crédito va unido a factores como la falta de planificación y de educación financiera, las repercusiones en las personas pueden resultar negativas porque podría derivar en sobreendeudamiento, el que se asocia a estrés financiero y con éste tiende a aumentar la aparición de enfermedades tanto físicas como mentales. Los profesores Daniel Hojman y Jaime Ruiz-Tagle del Departamento de Economía de la Universidad de Chile, y el investigador asociado del Centro Microdatos, Álvaro Miranda, estudiaron el caso chileno y publicaron recientemente un artículo en la revista Social Science and Medicine que analiza las consecuencias negativas del sobreendeudamiento. Específicamente, los autores se preguntan si el sobreendeudamiento y su evolución generan síntomas de depresión en los individuos, una cuestión altamente relevante al considerar el incremento del endeudamiento en los hogares chilenos y la incidencia de depresión en el país, que es bastante alta comparada con otros países. Tras el análisis de datos obtenidos en cuatro rondas de la Encuesta de Protección Social (EPS) se midió el grado de sobreendeudamiento de los chilenos, entendido como el gasto de más de un tercio de los ingresos mensuales en el pago de deuda de consumo. El estudio reveló que el sobreendeudamiento se asocia a una mayor incidencia de depresión, una de las enfermedades de salud mental que más afecta a los chilenos. Este estudio presenta dos aspectos interesantes. El primero es que dado a que los datos utilizados de la EPS abarcan un espectro amplio de información fue posible descartar variables que podrían explicar la relación entre depresión y endeudamiento excesivo, por ejemplo, si una persona se separa podría estar más deprimida y más endeudada, pero su depresión podría relacionarse más con su separación que con su sobre endeudamiento o, por el contario, su sobre endeudamiento podría deberse a que se separó. El segundo aspecto es que los autores aislaron el efecto de shocks negativos -o sea, la disminución repentina de los ingresos- para focalizarse únicamente en quienes no habían experimentado cambios significativos de ingresos, por lo tanto, individuos cuyos cambios en los niveles de endeudamiento respondieron principalmente a cambios en el monto de sus deudas. Los resultados indican que el sobre endeudamiento está asociado a una mayor incidencia de depresión en la población, de hecho, es casi la mitad de la depresión causada por la pérdida de un familiar cercano. Los síntomas de depresión son mayores en quienes han mantenido niveles muy altos de endeudamiento de forma permanente, y decaen cuando los individuos disminuyen sus niveles de endeudamiento (ver gráfico). En consecuencia, la evidencia indica la necesidad de mantener niveles razonables de deudas, en especial de consumo. En esa línea, los autores plantean que el tratamiento médico de la depresión en aquellos pacientes con altos niveles de endeudamiento podría considerar medidas integrales, como por ejemplo, asesoría en el manejo y planificación de deuda.

Volver